Juguetes sexuales para los Hombres

Las mujeres pensamos que tenemos el monopolio en material de juguetes sexuales, pero nada de eso. Los hombres también tienen derecho a tener sus juguetitos y divertirse solos o en compañía. Atención: el siguiente listado va dirigido a vuestros hombres.

El famoso anillo
Después del anillo del amor, pasamos a la versión más traviesa: suave y firme se coloca alrededor del pene para mantener la presión suficiente para endurecer y prolongar las erecciones.  De color negro o con forma de llama, este anillo satisfará incluso a los más exigentes.

El masturbador
Se trata de un soporte de masturbación masculina. Existen en un gran nombre de colores y texturas internas, por lo que no se trata de un gadget discretito: con forma de antorcha o tirador de cerveza promete sensaciones increíblemente realistas siempre que se utilice lubricante.

El vibrador masculino
No se trata de un simple anillo y aunque su diseño no es tan chulo como el de otros juguetes… ¡esconde grandes poderes! Además de ayudar en la masturbación, el vibrador a pilas escondido discretamente en la parte superior proporciona vibraciones nunca imaginadas.

Bebida caliente caliente
Esta bebida energética a base de boisbandé y otros afrodisíacos naturales es conocida por estimular,  aumentar el tiempo de erección y prolongar el placer. Aviso para las chicas malas, también hay uno para mujeres.

El juguetito más fino
Esta pequeña novedad tiene la particularidad de ser el más fino y longilíneo de todos. Masajea la próstata estimulando el perineo y tiene el poder de conducir a múltiples orgasmos sin eyaculación gracias a su fino cuerpo y pequeña cabeza.

La muñequita
Son más realistas que nunca, casi la mujer de sus sueños. De medidas perfectas, cuerpo súper flexible, brazos movibles, rubia… ¿el único inconveniente? Adivínalo.

Doble acción
Este vibromasajeador es el único con doble acción que puede utilizarse sin manos. Es fácil de insertar en el recto pues su forma única permite estimular el punto G del hombre y su perineo. Garantiza una erección y un orgasmo más intensos.

Los anillos fluorescentes
Los anillos para el pene ya los conoces. ¡Pero han llegado unos nuevos y fosforescentes! Se colocan en la zona del falo y mantienen el flujo sanguíneo y se consigue una erección más duradera. Así que, ¿estás lista para una actuación nocturna?

Aprende aquí los consejos para tener el mejor sexo con tu pareja.

Consejos para Hacer el Amor Atados

>Las «herramientas» para hacer el amor atados
-Las esposas: existen réplicas exactas de las esposas reales o customizadas, con forros rosa, etc., para este tipo de jueguecitos. Las esposas son el instrumento indispensable para realizar esta práctica.
-Las cuerdas o los lazos: Si no tienes una esposas, puedes utilizar lazos, ¡pero no los ates demasiado fuerte!
-Los cinturones: Son menos prácticos para atar las muñecas, pero dan un aire un poco sadomaso a los preliminares. Los más sensibles mejor que se abstengan de utilizarlos.

>Posturas para hacer el amor atados
-El misionero: ¿Os gusta practicar la estrella de mar? Atada de pies y manos quizá disfrutes más y tu pareja también, pues la sensación que sentirá será tan intensa que se excitará casi de inmediato. Podrá ocuparse de tu cuerpo como le plazca, sin que nada puedas impedirle.
-El galgo: De espaldas a él y con las manos atadas ya no tendrás control alguno sobre la situación... Corres el riesgo de que tu pareja le coja el gusto a esta postura de macho dominante.
-El cunilingus: Al fin tu pareja podrá dedicarse a ello con total tranquilidad sin manos que le tapen los ojos ni piernas que se cierren. Y para ti: ¡placer garantizado!

>Algunas ideas para poner en práctica
-El secuestro: Para hacer que la situación sea más excitante ¿por qué no representáis una escena de la famosa peli de Almodóvar ¡Átame ! Si tu pareja actúa bien quizá no quieras volver a desatarte...
-La encarcelación : ¿Quién no ha soñado alguna vez con un uniforme de guardián del orden? Si además tenéis esposas, la noche será inolvidable.

>¿Y si lo atas a él?
Pues sí, al fin y al cabo estamos en el siglo XXI, ¿no? Y quien dice hombre no quiere decir forzosamente dominador, ¿verdad? Así pues, enséñale a tu tierna y querida pareja que esta noche la que decides eres tú (¡ojo con parece una castradora!). Seguro que él disfrutará dejándose hacer y sin nada que controlar.
Si eres tú quien lo ata, las mejores posturas para la ocasión son: el andrómaco o la felación, pero también será un placer acariciar y besar todo su cuerpo. ¡Demuéstrale quien manda aquí!
>Precauciones que hay que tomar
-Nunca fuerces a nadie a practicar esta técnica y tampoco te fuerces a ti misma si no te apetece. Si sientes angustia ante la idea de estar «prisionera», si tiendes a tener claustrofobia o si es tu primera vez con la otra persona, será mejor que no la lleves a cabo.
-No olvidéis desataros antes de caer en un sueño profundo provocado por el desgaste de energía. Si os atáis demasiado fuerte, podéis cortar la circulación en la zona de las muñecas y sufrir entumecimientos o calambres.

Aprende aquí los mejores consejos para hacer el amor con tu pareja